OBSERVATORIO JUDICIAL DOMINICANO

logo-unefa

 

“La nacionalidad es un elemento identitario preconstitucional positivizado en la Constitución”

 

Manifestó el director del Observatorio Judicial Dominicano, Harold Modesto, en la conferencia “La jerarquía constitucional de los tratados internacionales relativos a derechos humanos y la jurisprudencia de la Corte IDH”.

 

haroldunefa(Santo Domingo, 24 de agosto de 2015). La Universidad Experimental Félix Adam (UNEFA) y el Observatorio Judicial Dominicano (OJD), de la Fundación Global Democracia y Desarrollo (Funglode), ofrecieron la conferencia titulada “La jerarquía constitucional de los tratados internacionales relativos a derechos humanos y la jurisprudencia de la Corte IDH”, la cual fue dictada por Harold Modesto, director del OJD-Funglode.

Modesto considera importante tener presente que la Constitución, cuando consagra la jerarquía constitucional de los tratados internacionales relativos a los derechos humanos, plantea la relación que existe entre la función esencial del Estado y cualquier norma que por su naturaleza esté orientada a la protección de los derechos de la persona.

“Cuando el legislador constituyente otorgó este carácter especial a los tratados internacionales en materia de derechos humanos, los conectó a la función esencial del Estado, de modo que siendo este el protector por excelencia de los derechos de la persona, cada acto que le produzca nuevas obligaciones de esta naturaleza implica la expansión y ratificación de esta función esencial.”, expuso.

El también docente de Derechos Humanos y Derecho Internacional Humanitario de la Academia Naval vicealmirante César A. De Windt Lavandier, de la Armada de República Dominicana, sostuvo que se debe evitar caer en la conclusión de que esta jerarquía es sinónimo de paridad entre los tratados internacionales y la Constitución, sobre todo cuando se aborda el tema de la nacionalidad dominicana.

“Considero que la nacionalidad es un elemento identitario preconstitucional positivizado en la Constitución. Esto quiere decir que si entendemos a la población como un elemento del Estado, la determinación de quienes integran esa población aconteció antes de que este existiera. Si nos situamos en el año 1844, para ilustrarlos un poco, no hubo un mestizaje social producto de una indefinición de la identidad de la nación; emergimos como Estado distinguiendo esencialmente quienes componían ese pueblo dominicano y quiénes no.”, resaltó.

La nacionalidad y la jurisprudencia de la Corte Interamericana

Para el conferencista, hubiese sido interesante ver a la Corte Interamericana de Derechos Humanos analizar la nacionalidad sin dejar de lado cuestiones básicas de la fundación del Estado, ya que en la sentencia del 28 de agosto de 2014 en ocasión del denominado “caso de personas dominicanas y haitianas expulsada vs. República Dominicana”, ordenó al país dejar sin efecto las disposiciones constitucionales que determinan quienes y bajo qué condiciones son dominicanos y dominicanas.

Enfatizó que “cuando una decisión de un tribunal supranacional ordena al Estado modificar su ordenamiento constitucional en torno a la nacionalidad, es posible que en ella se esté mal interpretando lo que entendemos por jerarquía constitucional de los tratados internacionales, pues esta jerarquía no alcanza para establecer paridad entre las disposiciones de estos tratados y aquellas que son constitucionales pero de carácter constituyente”.

“Si esto fuera posible, con tanto poder jurisdiccional este tribunal tendría la capacidad de modificar incluso las relaciones de poder que le dieron origen, poniendo con esto en peligro la función judicial que le ha otorgado el Estado.”, añadió.

El director del OJD-Funglode se mostró a favor de las posturas teóricas que plantean que los inmigrantes ilegales erosionan y cuestionan el poder estatal asociado a la soberanía territorial, consideró que es un derecho legítimo y soberano de todo Estado determinar cuál es la composición de su pertenencia nacional.

El evento se celebró en el Salón de Actividades de UNEFA, que contó con la asistencia de vicerrectores, directores de escuelas, profesores y estudiantes, así como invitados especiales.

La actividad fue moderada por la Lcda. Lauren Alduey, y contó con las palabras de clausura a cargo del Dr. Santos Rodríguez Céspedes, vicerrector académico de UNEFA, quien manifestó sentir una profunda satisfacción por el trabajo que viene realizando Funglode en beneficio de la juventud, de la cual consideró a Harold Modesto, quien también fue su alumno, un buen ejemplo de dedicación y un profesional que tiene mucho que ofrecer a la sociedad dominicana y al mundo.

Video institucional

Tweets de OJD